“El espíritu del Señor Dios está en mí, porque el Señor me ha ungido. Me ha enviado a llevar la buena nueva a los pobres, a curar los corazones oprimidos, […] a proclamar un año de gracia del Señor” (Isaías 61, 1-3)

Eso es lo que vivimos en Valencia, desde el 1 hasta el 6 de marzo, unos misioneros de la Comunidad Abraham provenientes de Italia, Suiza y Madrid junto con unos jóvenes de la ciudad.

Empezamos el viernes 1 animando por la noche, gracias a los cantos tocados por la Abramo’s band, la Vigilia de jóvenes en la Basilica de la Mare de Déu. Fue una oportunidad para rezar a Dios juntos con todos los jóvenes valencianos, compartiendo la fe y la amistad por ser hijos del mismo Padre.

El sábado 2 de marzo seguimos con dos increíbles eventos de evangelización y oración. Por la mañana en la Parroquia San Agustín invitamos a la gente que pasaba por la calle a quedarse un rato en frente del Santísimo y confiarle todas sus peticiones y deseos, dejándose envolver por el Amor de Dios.

Por la tarde tuvimos el encuentro testimonial y de oración “Lo mejor está por llegar” abierto a los jóvenes de confirmación, en el Monasterio de Sta. Catalina de Paterna, donde descubrimos que JÉSUS es lo mejor que podemos esperar en nuestras vidas.

El domingo 3 animamos la Sta. Misa con los niños en la parroquia Madre del Redentor del barrio de La Coma con cantos y el impactante testimonio de vida de Gabriel, huido de Siria para escaparse de la guerra.

El lunes 4 de marzo encontramos a los jóvenes universitarios de la Facultad de Psicología de San Juan Bautista en la cafetería de la Universidad compartiendo con ellos un tiempo de alegría y amistad a través de cantos, testimonios y mimos kerigmáticos. Special guest: ¡el Minion!

El martes 5 con el evento “Tú vales” entramos en las clases del Colegio de Santiago Apóstol y San Bartolomé de Godella para llevar el gozo de ser amados por Dios y valerlo todo a sus ojos.

En fin, el miércoles 6 también nos acogieron en el Colegio San Juan Bosco, donde, entre cantos y bailes, vivimos una increíble experiencia de unidad y compartir.

Por la tarde, en la Facultad de Medicina de S. Carlos Borromeo, después de la Sta. Misa de ceniza, siguió el evento “¿Cuál es tu precio?”, durante el cual estuvimos juntos con los universitarios con los que pasamos una noche de fiesta “diferente” descubriendo que cada uno de nosotros vale muchísimo, ¡hasta la sangre de Jesús!

¡Gracias Señor por tantos dones que nos haces, por todas las personas que nos han acogido, por todas la sonrisas recibidas y compartidas, por la oportunidad de llevar la alegría de la fe en medio del mundo para que cada vida sea lo mejor que tú ya has pensado!

Share This